Crónica de una ciencia no ficción


Amigo lector, se ha preguntado usted alguna vez,  que pasa en Cuba y como se fabrican y elaboran los Castro invento supuestamente  alimenticio y de alto poder nutritivo que surgieron en el periodo especial, que sustituyeron a los tradicionales y ya casi  olvidados alimentos proteicos  como por ejemplo la carne de res,  suministrada cada  nueve días en las carnicerías  y que mantenía más o menos estable la hemoglobina del  cubano,  o el tan necesario pescado para  prevenir el mal de Alzheimer’s y mantener bajo el colesterol.

Nada, es sencillo primero en España la enfermedad de las vacas locas  afecto a gran parte del ganado mayor  y a la población  y como nosotros descendemos  en gran medida de los Españoles  aquí en Cuba el pueblo se quedo loco por las vacas  al punto de que alguien pensó en incluir en las carreras  de medicina veterinaria la asignatura de psiquiatría.

Desaparecida la proteína roja  le echamos garra al pescado,  pero al poco tiempo paso algo muy extraño y digno de estudiar  por los científicos de todo el mundo  que debieran centrar su atención  en esta pequeña Isla  claro está rodeada de agua por su condición  y en donde la evolución y metamorfosis animal esta  mas allá de lo soñado  ni siquiera por Darwin.

Sencillo el caso es que  mientras los más afamados científicos del mundo  se rompen la cabeza ante la evolución de los astrolopitecus, el homus erecto,  lucí y el eslabón perdido,  en Cuba paso algo genial. A los peces le salieron alas, plumas en lugar de escamas dos patas y hasta pico  nada que se convirtieron en pollo  y ahora en las carnicerías dan pollo por pescado  una vez al mes.

De esta forma término la explicación de lo que al menos paso  con dos de los tradicionales  alimentos proteicos  pues me debo  esforzar mucho  para recordar si existía otro  y no podía centrarme en el tema que ocupa esta crónica  y que son los Castro Invento de periodo especial   y en realidad yo diría espacial puesto que  son  cosa de otra galaxia, por ejemplo perro  sin tripa  para quien no es cubano esto lo impactaría,  que es lo primero que piensan mataron un perro  lo destriparon y se lo venden al pueblo, pues no, recuerden que el modelo a seguir   por los demonios cubanos  es rusos  y  no chino  el perro sin tripa consistía en un proyecto frustrado de salchichas gigantes  de alrededor de unos 20 centímetros  con un sabor indescriptible.

Esto  provoco dos afecciones  importantísima en la economía cubana  primero la industria del mueble  se deterioro  pues no había ni tarro ni pesuña  para hacer cola para  los muebles.

La otra fue un decrecimiento en las ventas de entradas al zoológico  por los niños que perdieron el interés en los leones  que al no tener comidas se emplantillaron como  monos y pasaron a ser vegetariano.

Otros de los invento del periodo especial  fue el tristemente célebre picadillo de soya   que en realidad esta es la razón de que los Castro están en contra de los  combustibles alternativo  pues sin soya tendrían que sacrificar sus vacas  y esto le traería gastos millonarios,  pero nada este producto aún   continua formando parte en la dieta del cubano,  y como esto un sinfín de productos que  van desde lo más sofisticados  hasta lo más  sencillos nombres, pero para explicarlos todos se necesitaría  una columna permanente  en algún diario por muchos años.

No quisiera terminar esta crónica   social o satírica  como quiera llamarla  pero ante todo real  sin hacer dos observaciones  en torno a dos productos  uno el chocolate y el otro la leche.

Primero en Cuba el promedio de vida del cubano es de 75 años, y justamente es la edad que debes tener para que te den un paquete de una libra de  chocolate en polvo, ojo bajo ningún concepto piensen que es una medida macabra, es solamente que quieren recuperar la tradición de servir chocolate caliente en los velorios.

La otra es algo más preocupante en Cuba a los niños se les da por la canasta básica la leche que más o menos consume un niño que no tome mucha en el mes, ojo con esto pues quien no esté familiarizado con la realidad de cuba, podría pensar que los Castros son buenos, para nada no piense esto ni en broma.

Les cuento que en Cuba los niños pierden este estatus a los 7 años fecha en que se le quita el privilegio de la leche y pasan a ser viejos pues alguien pensó seriamente que a los niños se les caen los dientes  por  vejez.

Por: Frank Ernesto Carranza López. Periodista Independiente.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s